domingo, agosto 09, 2009

Resultado del post anterior

Patrones de delantales
Hacer cosas a mano, crear, artear (me niego a llamarle manualidades), siempre ayuda de manera increíble a aclarar la mente, así que hoy hice varias cosas que parecían completamente nuevas.
Primero, corté una tela nueva, de las preciosas que no me atrevo a cortar, luego hice un patrón, lo que suele implicar una gran dificultad par amí porque hay que seguir instrucciones al pie de la letra y después, hice algo para mí.
Todo eso es muy nuevo, porque he estado muy agobiada, odiando los quehaceres del hogar, escapando de mi casa, que es donde más quisiera estar y ayer (me siento horrible) hice llorar dos veces a mi hijo (mucho) por estar neurótica por labores domésticas.
Conjuntando todo esto me di cuenta de que me dejo siempre para el final en crear para mí, primero sólo cosía para trabajo, luego ya empecé a hacer más cosas para mi hijo, porque me parecía injusto coser tanto y no coser para él, y luego arreglos, pero realmente no me puedo acordar de la última vez que hice algo para mí.
*Por problemas técnicos fotos por venir.
Y a la vez reconcilié dos cosas; un delantal de una de mis telas más preciadas, me hace senitrme bonita y bien para enfrentarme a la cocina y así quizá ayudar a mi pillo a comer mejor, porque al mediodía se pone rebelde y tiene que ver con mi desgano con la invasión televisiva, con la falta de seguridad en la que vivimos, con todo, pero no se vale, espero todo mejor mañana y en adelante.
Te amo hijo, eres lo mejor que me ha pasado, gracias por ser mi hijo, discúlpame por enojarme, de verdad trato de mejorar, te amo.

5 comentarios:

Laura dijo...

Mi secreto para no caer en la locura...despues de haber sido madre a los 21 años con los estudios recién iniciados...sin trabajo...recién , ahora con 36 años y dos hijos...con más estabilidad laboral y personal te digo : cuando estamos con las tareas domésticas : SOLO UNA COSA POR VEZ!!!! es decir, si estás lavando los platos, estás lavando los platos!!!! nada más!!!! no somos pulpos, no podés estar pensando en las miles de actividades que restan hacer...total verás que es una tarea que empieza y termina....y dura poco...luego vendrá el otro quehacer y lo hacemos...pero no mortificándonos por, como te decía por los quehaceres que te faltan que pensás - voy a esta todo el día con esta maldita casa!!!, tenés que lavar...bueno lavás...y eso viste? terminó...sos libre ahora para seguir con otro quehacer o tomarte un recretito mirando blogs, o tomarte un tecito, o solo alzar la mirada al cielo ( a mi me calma mucho cuando estoy agobiada también alzar la vista y mirar el cielo, sentor el día en la cara...me calma, es efectivo!)

otro secreto! es pensar que somos humanos, y que son actividades BASICAS..la alimentación, el aseo personal y el de la casa, la atención de los niños, la crianza , estamos dotados para ello, nos es ineludible hacerlas y es totalmente nuestra responsabilidad(plata para que las haga otro no hay!!...no queda remedio las hacemos nosotros!!!)

Tomate las cosas con más calma... a veces tenemos una lista mental de cosas por hacer, creemos que no nos va a alcanzar el maldito día para hacerlas, pero si las vas haiendo tranquila, sin mortificaciones, ocupandote de A UNA, te juro que terminan más rápido de lo que vos crees.

Y eso de darte cuenta que no estuviste bien con tu hijo en tal o cual momento, es nada más ni nada menos, que madurez!!!! Sos más fuerte, más segura que antes, eso ya sabés como se originó, entonces vas a tratar la próxima vez de no caer en la misma conducta.



Bueno y algo que hago yo, (que creo según te fuí leyendo lo hacés vos también) es visualizar en mi mente, una foto... un momento de Soulemama, un proyecto como los que vos nos mostrás...y eso me llena de energía y entusiasmo para seguir con las cosas que no me gustan tanto, y esperar el momento del disfrute, es decir o volver a ver el blog que me gustó, o tomarme un ratito para crear.

Bueno, después seguimos, me encata tu blog!!
besote, Laura

vEra la tanguera dijo...

¿posteaste a las 4 de la madrugada?

¡reinazazazaza! Espero estés viva ahora... ¡gracias por las buenas vibras! ¡Gracias! ¡gracias!

Yo los quiero un montón

Mamá Gallina dijo...

Yo creo que a todas nos pasan momentos de histeria y más cuando estamos tan abrumadas con actividades de la casa que sabemos que son necesarias. Yo me pongo muuuuuy histérica, no tanto por lo que se tenga que hacer, me pone mal el hecho de saber que los fines de semana en vez de disfrutar a mi hijo estoy haciendo labores domésticas. Yo se que son necesarias y que crean habitos en los niños, según yo tenia organizado las actividades por tiempo para que me rindiera el día, tenia que hacer tal cosa en unos minutos si no pues me iba retrasando... me levantava por la madrugada y ¿sabes qué? Al final terminaba más cansada, de pésimo humor y sin fuerzas para jugar con Emiliano... lo que hicimos entonces fue priorizar las cosas, por ejemplo en mi caso tener la cocina limpia y las camas libres, baños limpios y mesa en orden... el resto pues conforme nos alcance el tiempo en el transcurso de la semana.

Uff!!! ya me cansé de pensar tan solo en lo que hay que llegar a hacer...

Anónimo dijo...

Hola, acabo de aterrizar en tu blog, y he visto la foto de la revista Simplicity y me gustaría saber donde la localizaste, me interesa hacerme con una. Un saludo.

La Chili dijo...

Mira, aquí está:
http://www.etsy.com/listing/54691429/simplicity-5961-set-of-retro-misses?ref=sr_gallery_40&ga_search_query=simplicity+apron+pattern&ga_view_type=gallery&ga_ship_to=US&ga_page=15&ga_search_type=all