miércoles, marzo 30, 2011

Conversaciones dolorosas

Mamá,
¿qué tal si vamos a México a casa de mi papá y le decimos que quiera ser mi papá y que haga un esfuerzo?,
¿verdad que es una buena idea?,
si, miamor.

3 comentarios:

azulitoclaro dijo...

:(
Son dolorosas, por supuesto. Pero también deben hacer parte de la maduración de su corazoncito, de la comprensión de las cosas y de la valoración, final, del tesoro que tiene en su mamá. Tomará tiempo y supondrá más conversaciones de ese tipo, pero creo -por experiencias similares en personas muy cercanas- que cada vez las emociones y la comprensión de las mismas se afianzarán más.
Un abrazo.

Vanyvalu dijo...

Abrazos :)

magga dijo...

se me parte el alma.... he escuchado tantas veces esa pregunta